El lenguaje corporal y la gesticulación forman parte de nuestra socialización, a veces, a falta de comunicación hablada, por diferentes factores como puede ser la intención de comunicarnos con personas que hablan diferente lengua a la nuestra utilizamos los gestos como medio de comunicación “suficiente”, creyendo, así mismo, que éstos son universales y, desde luego, los gestos son universales, lo que no es universal es la forma de usarlos. Caemos en la trampa del “sesgo etnocentrista”, creyendo que en cualquier parte del globo podremos entendernos mediante gestos, pero como veremos, esto difiere mucho de la realidad.

Del mismo modo que hay idiomas lingüísticos los hay gestuales, y el asentir con la cabeza, por ejemplo, puede significar una cosa en una parte de la tierra y otra muy diferente en otro lugar; de hecho, en Bulgaria, significa NO, del mismo modo que girar la cabeza de un lado al otro (lo que para nosotros sería no), significa SÍ.

En este artículo veremos como la diferente utilización de gestos y nuestra creencia de universalidad pueden jugarnos malas pasadas o como mínimo, anécdotas interesantes y cómicas.

Se cree que viajar nos hace más felices, nos abre la mente y nos produce un bienestar emocional que no lo otorga otro tipo de ocio. Actualmente y desde hace unas décadas, con las mayores facilidades de transporte y el aumento de tiempo libre en algunos casos, es más fácil el poder comunicarnos y movernos por diferentes lugares del planeta y en tan solo unas horas estar en la otra punta. Esto evidentemente es una auténtica revolución; poder conocer, sentir y vivir otras experiencias, así como disfrutar de los diferentes tipos de alimentación y diferentes costumbres, algunas más cercanas y otras más lejanas. Otro tipo de viaje puede ser aquel que se realiza para aprender una nueva lengua, e incluso en diferentes partes del mundo con hablar inglés o español “nos las podemos apañar”; pero pocas personas dan importancia al lenguaje gestual en tanto que no es solo la lengua hablada lo que hace fácil la comunicación, sino que la expresión corporal y los gestos “correctamente usados”, hacen que podamos comunicarnos con menores dificultades y sobre todo evitando cualquier tipo de malentendido.

En mi caso, he tenido la suerte y oportunidad de conocer y vivir en lugares del mundo muy diversos y diferentes entre ellos; desde la capital de Amazonas en Perú hasta poder recorrer Myanmar con la mochila a cuestas. Y siempre, aunque con la facilidad antes descrita que es la lengua, he vivido experiencias, algunas surrealistas, en relación con el lenguaje gestual.

Por ejemplo, en Myanmar la intención era recorrer el país haciendo “autostop” dando por hecho que el gesto para pedir que te recojan es el mismo que se realiza en España, pulgar hacia arriba y puño cerrado. Pudimos estar, el primer día, más de tres horas realizando el mismo gesto. Al principio con risas y finalmente con desesperación. Cada vez que pasaba un coche nos pitaba y nos sonreía pero ninguno paraba. Finalmente decidimos coger un autobús y ya probaríamos al día siguiente. Esto nos pasó durante un par de días, a veces decidimos ir caminando y otras tomar el autobús. Hasta que finalmente, un grupo de chicos que conocimos en Hpa an, con muchas risas de por medio, nos comentó que allí no se hacía autostop de esa manera, sino que era con la mano abierta y el pulgar hacia abajo. Nunca he verificado esta información en textos ni otros lugares pero mi experiencia dice que así es, pues en cuanto supimos esto no tuvimos ninguna dificultad en conseguir alguien que nos acercara a nuestros destinos.

Otras experiencias de compañeros, también cómicas cuanto menos podrían ser las siguientes:

Una compañera me contó que en Inglaterra (fijaos que no hace falta irse a Myanmar para que ocurran malentendidos debido al lenguaje de los gestos) pidió dos cervezas en un bar realizando el gesto típico de levantar el dedo índice y corazón con la palma hacia dentro, como el símbolo de victoria o el número cinco en números romanos. Creyendo ella que era lo más lógico en cualquier lugar. Pero para su sorpresa, ese gesto es despectivo y ofensivo allí. La explicación del porqué de la ofensa viene de la Guerra de los Cien Años entre Francia e Inglaterra, en la que los ingleses eran muy buenos arqueros y cuando los franceses capturaban a alguno de ellos les cortaban ambos dedos, el índice y el corazón para que no pudieran tirar más con el arco. Los arqueros ingleses que no eran capturados mostraban esos dedos con la palma hacia dentro a los franceses desafiándolos. Por lo tanto, si decides ir a Inglaterra y pedir dos pintas, como mínimo que sea con la palma hacia afuera.

Hablando con otra compañera de su experiencia en China, en Xian. Con humor y cierta curiosidad, comenta como en China las indicaciones en los carteles estaban tanto en chino como en inglés. Comenta que “más o menos podías entenderte con algunas personas, aunque realmente con casi nadie”. Cuenta que siempre que viaja, si no consigue comunicarse en inglés o en español maneja algunos gestos, con la creencia antes descrita de la universalidad; pero en Xian no había ni carteles en inglés y era prácticamente imposible el entendimiento con las personas, incluso en el hotel en el que se alojaban. Un día que salieron a cenar, con la imposibilidad de comprender la carta del menú, decidieron levantarse y señalarle al camarero los platos que querían para cenar, estos platos son los que estaban degustando los demás comensales del restaurante. Para ellos ya esta situación fue un choque absoluto, pero consiguieron cenar. Más tarde llegó “la odisea” de pagar la cuenta, ahí llegó el problema real: al principio lo pedían en inglés, pero el camarero no comprendía que era lo que estaban pidiendo, más tarde realizaron el gesto típico que se hace aquí en España para decir que quieres pagar, el de frotar los dedos pulgar, índice y corazón. La creencia es que, en cualquier lugar realizando este gesto, van a comprender que tú quieres pagar, pero cuando ellos realizaban este gesto ocurrió todo lo contrario; en Xian no comprendían los camareros qué era lo que estos turistas querían pedir. En consecuencia del malentendido, los camareros lo único que hacían era “poner caras raras.” Comprendieron, finalmente, que ese gesto no era el adecuado para pagar, así que el último acto fue sacar un billete y enseñárselo, así los camareros comprendieron qué era lo que querían. Mi compañera siempre creyó que estaban realizando un gesto ofensivo porque a su parecer les miraban demasiado raro. Todavía no sabemos qué significa ese gesto en Xian. Lo que sí hemos podido descubrir es que la gesticulación con las manos debe ser discreta y que chasquear los dedos o hacer algún gesto raro con ellos está considerado como una falta de educación.

Algo que me pareció realmente curioso y que desde luego acabó en un absoluto malentendido y fracaso debido al mal uso del lenguaje corporal fue en la película de Quentin Tarantino, Malditos Bastardos, cuando unos agentes norteamericanos y británicos se hacen pasar por miembros alemanes de las SS. La escena se da en un pequeño bar de la Francia ocupada, con la creencia de que allí no habrá mucho alemán, pues también, juegan con el “factor acento”, es decir, aunque sepan hablar alemán, su acento no es igual pues no es su lengua. Cuando acceden al bar, no solo hay varios miembros de las SS de celebración, sino que se une a la mesa, un oficial nazi, sospechando de estos nuevos clientes en el bar. El problema real aparece cuando uno de los agentes británicos pide tres cervezas con los dedos índice, corazón y anular, pero en Alemania cuando se quiere hacer el gesto del número tres se utilizan los dedos pulgar, índice y corazón. Por un “simple gesto” se echó todo a perder.

En ciertos lugares hay una estrecha relación entre gestos y creencias referido al uso de las partes del cuerpo; por ejemplo, en Tailandia, con la creencia budista, se considera a la cabeza como “recipiente del alma” y su oposición en los pies. Nunca verás a nadie tocar la cabeza de otro por ejemplo, aunque del mismo modo, el contacto físico es casi inexistente. En Tailandia vivimos una situación bastante incómoda debido a esta ignorancia: en un templo había tres monjes de estatua pequeños, nosotros, de manera totalmente inocente, nos acercamos a tocarles la cabeza, no pasaron ni dos minutos que vinieron varias personas a llamarnos la atención. Nos tuvimos que ir.

En Asia tampoco es típico realizar el gesto de levantar la mano con el dedo índice estirado para llamar a un camarero, algo que está totalmente normalizado en muchos países occidentales allí puede llegar a ser incómodo, pues de ese modo se llama a los animales.

En Perú, para llamar a los camareros, se utilizaba comúnmente una moneda que se golpeaba en la mesa, cuando lo he visto de manera esporádica en algún establecimiento aquí me ha incomodado sobremanera; de hecho, en Perú también me incomodaba y me parecía una auténtica falta de respeto, nunca lo hice, pero sí lo normalicé, pues era un gesto utilizado regularmente por los ciudadanos de Chachapoyas.

El gesto que en España utilizamos como OK, (el de hacer un círculo con el dedo pulgar e índice y el corazón, anular y meñique separados y estirados) en otros lugares del mundo tiene significados muy diversos. Por ejemplo, en Japón, significa dinero, en Grecia es un gesto obsceno, en Francia es cero o que no tiene valor…Aunque en Estados Unidos podríamos utilizarlo sin ninguna dificultad pues el significado no difiere mucho, ya que significa excelente.

Así mismo, en países árabes se debe evitar utilizar la mano izquierda, pues se usa para acciones de aseo personal o íntimo, así como con el contacto con lo “impuro” y la suciedad; por ello, para comer y realizar gestos en público, debemos utilizar la mano derecha.

En definitiva, no podemos aprender todo un nuevo idioma de gestos, además que sería uno nuevo en cada país (como mínimo) pero sobre todo no podemos continuar con la creencia de que con el lenguaje gestual se va a cualquier parte, porque si bien es verdad, tenemos que conocer que en un lugar un gesto puede significar algo totalmente diferente que en otro. Lo importante es trabajar la curiosidad y el conocer un poco el lugar que vas a visitar antes de ir, sobre todo si no sabemos la lengua, aprender los diferentes gestos que se utilizan para pedir, pagar, de afirmar o negar, etc.

Por lo tanto, debemos entender que nuestra comunicación se basa en la interconexión del lenguaje hablado, gestual y corporal y que, con el mal uso de cualquiera de ellos podemos generar una situación incómoda o incomprensible. Hay que tener en cuenta del mismo modo la influencia de creencias y cultura en la creación y significación de los gestos. Debemos eliminar la creencia de la existencia de una universalidad, pues como ya se ha dicho, el lenguaje gestual es universal, el modo de usar los gestos no lo es.

A la hora de viajar a otros lugares e intentar comunicarnos debemos mantener una actitud humilde de aprendizaje antes de utilizar fórmulas que puedan resultar equívocas u ofensivas.

Por otro lado, debido entre otros factores a la globalización, estamos viviendo una situación de cambio en la que determinados gestos, debido al contacto, se están universalizando, esto nos lleva a cuestionarnos la pérdida de la riqueza cultural.

Julia Sanz González

Referencias

https://www.comportamientonoverbal.com/clublenguajenoverbal/similitudes-y-diferencias-culturales-en-gestos-simbolicos-club-lenguaje-no-verbal/

https://elsilenciohablamucho.wordpress.com/2015/07/08/el-lenguaje-gestual-en-las-diferentes-culturas/

http://elcuerponomiente.com/publicacion-131

https://blogs.20minutos.es/comunicacion-no-verbal-lo-que-no-nos-cuentan/tag/diferencias-culturales-en-comunicacion-no-verbal/

http://digibuo.uniovi.es/dspace/bitstream/10651/38459/6/TFM_Ardil%20Gonz%C3%A1lez.pdf

http://www.la-razon.com/suplementos/mia/Cuidado-gestos-mia_0_3190480950.html

https://www.google.com/search?q=pedir+dos+cervezas+en+inglaterra+gesto&source=lnms&tbm=isch&sa=X&ved=0ahUKEwijhbOIsZHlAhWKERQKHWoJA1wQ_AUIEigB&biw=1366&bih=657#imgrc=A1LMnYjjsHf2WM:

https://www.google.com/search?q=FOTO+ESCENA+BAR+MALDITOS+BASTARDOS&source=lnms&tbm=isch&sa=X&ved=0ahUKEwiCgYGeupHlAhUHAmMBHVFTCW0Q_AUIEigB&biw=1366&bih=608#imgrc=VVO4RAOMnD1zpM:

https://www.google.com/search?q=SIMBOLO+OK&source=lnms&tbm=isch&sa=X&ved=0ahUKEwiAlrCCtpHlAhVSDmMBHcnkCnsQ_AUIEigB&biw=1366&bih=608#imgrc=EQaKzF-dtpVzwM:

   Send article as PDF   
anthropologies

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.