Plasticidad cerebral y género

22 marzo, 2017

La plasticidad es la capacidad del cerebro de remodelar las conexiones entre sus neuronas. Está en la base de los procesos de memoria y aprendizaje, pero a veces también interviene para compensar los efectos de lesiones cerebrales estableciendo nuevas redes. Estas modificaciones locales de la estructura del cerebro dependen del entorno y permiten al cerebro adaptarse.

¿Existen diferencias en la plasticidad cerebral en cuanto al género?, ¿se deben esas diferencias a la zona en la que el celebro remodela la interconexiones neuronales exclusivamente, o las diferencias dependen de la capacidad plástica de cada órgano?

En primer lugar, debemos conocer el significado del concepto de plasticidad cerebral, y usamos para ello una frase que lo define muy bien, del doctor Santiago Ramón y Cajal y el filósofo Ortega y Gasset;  “Todo hombre puede ser, si se lo propone, escultor de su propio cerebro, somos lo que hacemos”.

El término “plasticidad del cerebro o plasticidad cognitiva” hace referencia a la capacidad para aprender y mejorar nuestras habilidades cognitivas, como cuando aprendemos a resolver problemas o cuando recordamos cualquier detalle o evento. La plasticidad es la capacidad del cerebro de remodelar las conexiones entre sus neuronas. Está en la base de los procesos de memoria y aprendizaje, pero a veces también interviene para compensar los efectos de lesiones cerebrales estableciendo nuevas redes. Estas modificaciones locales de la estructura del cerebro dependen del entorno y permiten al cerebro adaptarse.

En definitiva la “plasticidad neuronal” es la capacidad del Sistema Nervioso Central para adaptarse; ya sea para recuperar funciones perdidas después de un accidente cerebral,  o de una lesión medular, o para adaptarse a nuevos requerimientos ambientales; o sea, para aprender.

Según las investigaciones, existen diferencias estructurarles en la anatomía cerebral de hombres y mujeres, aunque según otras investigaciones de la profesora Barral, ésta concluye que las diferencias entre los miembros del mismo sexo son superiores a las que hay entre los dos sexos.

De igual forma, destacamos que el cerebro del hombre y el de la mujer se diferencia entre otras, de:

  • El cerebro de los hombres madura antes y es de mayor tamaño.
  • Las mujeres tienen más materia gris y los hombres más materia blanca.
  • Procesan de forma diferente la serotonina; neurotransmisor implicado en los mecanismos de recompensa, sensación de bienestar y felicidad.
  • Los hombres tienen más desarrollado el hemisferio izquierdo, el cerebro racional; y las mujeres el área del lenguaje y el hemisferio derecho, es decir, el cerebro emocional.
  • El pensamiento del hombre es más especializado, mientras que en la mujer es más holístico.
  • En el hombre, la vista es la función dominante, la vía por la cual entra la mayor parte de la información; sin embargo, en las mujeres, los sentidos más desarrollados, son el oído, el olfato y el tacto.

Ahora la pregunta es; ¿existen diferencias en la plasticidad cerebral en cuanto al género?, ¿se deben esas diferencias a la zona en la que el celebro remodela la interconexiones neuronales exclusivamente, o las diferencias dependen de la capacidad plástica de cada órgano?

En neuropsicología el proceso de rehabilitación cognitiva usa técnicas que se basan en la plasticidad neuronal,  ¿deberían diferenciar en esta disciplina de la rehabilitación en hombres y rehabilitación cognitiva en mujeres? ,  ¿Es esto debido a las diferencias fisiológicas del cerebro entre hombres y mujeres, o la diferencia en el proceso rehabilitador se basa exclusivamente en diferencias interpacientes?

¿Debe cambiar el método terapéutico destinado a mejorar  los déficits cognitivos que afectan al normal funcionamiento cerebral, diseñando planes de intervención diferentes en hombres y mujeres? ¿Las valoraciones neuropsicológicas de seguimiento reflejan resultados distintos en pacientes con la misma patología e igual nivel cultural premórbido pero de diferente sexo?

Basándome en la experiencia en esta disciplina a lo largo de 6 años, en los que se ha valorado neuropsicológicamente a usuarios de diferentes sexo, y se ha aplicado un programa de rehabilitación cognitiva durante 6 meses continuados para hacer una nueva valoración, puedo concluir que las diferencias que se evidencian se han debido a  los antecedentes premórbidos más que al género.

Ainhoa Hurtado Córdoba

Licenciada en Psicología

Referencias

M.J. BARRAL MORAN (2004) Sesgos de género en la difusión de las funciones del cerebro humano: Estudio crítico comparado de textos anatómicos y neuroanatómicos utilizados en las universidades españolas entre los años 70 a 90. En: La medicina ante el nuevo milenio: una perspectiva histórica. Martínez, Porras, Samblás, del Cura, (eds) Ed. De la Universidad de Castilla- La Mancha Pp. 103- 114

M.J. B ARRAL MORAN (1997) Diferencias cerebrales entre hombres y mujeres. Areas 3, 4: 8-15

Comparte si te ha gustadoShare on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePin on PinterestShare on Google+Share on RedditShare on Tumblr
PDF24    Enviar artículo en formato PDF   

Etiquetas: , , ,

Leave a Comment

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
A %d blogueros les gusta esto: